Cantavieja 2019, Marques de Saka y Cerriles Sergio Centelles y Torrehebreros

El pasado cinco de Octubre la Peña Taurina de Cantavieja organizó su jornada taurina, con 3 cerriles y corro de vacas de la ganadería Marques de Saka.

En el matinal se dio suelta de dos cerriles, uno de Sergio Centelles N26, que tuvo una buena salida y fue muy noble acudiendo a todo sin maldad, y otro de Torreherberos N68, con una salida y una lidia con poca fijeza.

Seguidamente salieron 6 vacas del Marques de Saka, teniendo actuaciones diferentes entre ellas, pero ofreciendo un matinal completo con buenos detalles.

La primera fue Izarra N33, vaca joven a la que la rodaron en muchas ocasiones y donde la vaca respondió acudiendo fuerte a los cites, aunque le faltó algo de poder. La siguiente fue Lastur N47, con unos peculiares pitones fue más seria que la anterior y en alguna ocasión puso en apuros a los rodadores.

Tremenda N24 con el hierro de Nicolás Aranda fue brava y acudió incansable a todos los cites. Trumoia N1, otra res contrastada y muy seria de pitones, entró fuerte a los recortes y los quiebros de los aficionados.

Andutz N47, también fue una de las veteranas que dejó buenos detalles en las rodadas, cortando en los recortes. Y la última del matinal fue Txordo N33, la más brava de la mañana, arrancándose a todo y dejando remates en barrotes tras las rodadas. Decir que todas las vacas del matinal fueron aplaudidas al entrar a toriles.

Pasada la hora de comer continuó la tarde de vacas, que empezó con dos reses más jóvenes, Gaztea N13 y Ilargi N7, fueron bravas y acudieron a todos los quiebros y rodadas, aunque se abusó algo de ellas.

Seguidamente tuvo lugar la exhibición de recortes a cargo de Mikea y Pichón con la N99 Trainera. Grandes detalles de los cantaviejanos que nos ofrecieron una gran variedad de quiebros, todos ellos muy ajustados, ante una res que a pesar de empezar algo suelta respondió bien e incluso se emparró en un par de ocasiones en la pilastra. Gran ovación para los dos.

Durante la tarde se dio suelta de otro cerril de Sergio Centelles N2 y se soltaron otra vez los dos del matinal los cuales estuvieron algo mejor que en su primera actuación.

Seguidamente salió Argia N17, vaca seria que puso en apuros a más de uno y se levantó con fuerza y codicia en la pilastra. Sorgina N21 fue seria y acudió fuerte a las rodadas.

Erbia N77 y Navarra N63 fueron más jóvenes y las quebraron en varias ocasiones, acudiendo con alegría a todo. Gaiztoa N34, res veterana y que impuso algo de respeto, propinó una cogida sin consecuencias y no le dijeron tanto como a sus hermanas.

El macho de la tarde fue Sardo N68 que cumplió en su lidia entrando fuerte a los recortes y con malas ideas. Finalmente salió Marquesa N51, muy rápida en las rodadas y arrancó fuerte a los quiebros en los que tras pasar al mozo se giraba con velocidad.

Buena jornada de los ganaderos vascos, que hicieron disfrutar a los allí presentes, tanto recortadores como aficionados, merecida ovación para los animales y ganaderos al terminar la tarde.

Texto: Héctor Llaó

Fotos: Julià Riba y CMPhotography

Podeis ver toda la galería fotográfica AQUÍ.

Salu2.

Deja una respuesta